May 22, 2006

exuma (rare earth IX)

Exuma, I (1970)

Exuma, II (1970)

Aldea: (del árabe) Pueblo de corto vecindario y, por lo común, sin jurisdicción propia.

Anthony McKay era un nigromante que vivía en la Isla del Gato en las Bahamas, que acompañado por su banda de Junkanoo recreaba en voces graves, alaridos, invocaciones, danzas de esqueletos y voces de féminas que pasan del día a la noche, el espíritu más libre y tribal de la naturaleza. Los dos rituales se sostienen entre campanillas, cascabeles, pitos, múltiples percusiones, animales, bichitos y una guitarra acústica que intenta brillar timidamente entre la folkclórica locura y la calma más absoluta. En la búsqueda del espíritu de Joseph Spence, la fusión, el folk tropical, el calypso, áfrica, la sátira y el surrealismo se encuentran: I o 'The Obeah Man' , que es una jungla espesa en la que viven chamanes y se practica el vudú y los animales gritan al son de los ritmos improvisados cobijados a la sombra de psych-soul, mientras para II, deciden relajarse ligeramente y mirar un poco a la luna antes de que deje paso al sol, sentados junto al mar siguen llamando a los vivos y muertos pero también gritan a la naturaleza en místicas e íntimas oraciones de gospel y soul con el sonido del mar y los coros femeninos.

Sólo por las canciones que abren sendos discos merece la pena, mirar las maravillosas portadas ya invita a pasar pero a poco que se escarbe en la arena todo lo que se descubre es bonito. Exuma serían la banda sonora indicada para f. al caer el sol. Música infecciosa e indescriptrible que se puede sentir porque no tiene ataduras. Para colocar al lado del 'Remedies' de Dr. John, y podrás porque están reeditados.

9 comments:

Little Turtle said...

cuesta leer esto un huevo, es pequeñisisisimo.
Me gusta lo de los sonidos ancestrales, tiene buena pinta, como todo lo que pones por aqui.
A ver si puedo echarle alguna escucha.

Por cierto, que paso con el famoso dvd?

mirtamirta said...

menudo festín de silbatos y marimbas:). la voz me recuerda a Tom Waits, y ballad for sammy me encanta...muy variados los dos discos.

Little Turtle said...

¿y Ana de donde ha sacado los discos?
Pues si que es rapida la chica.

adrián said...

brian al final sí funciona el dvd, lo probé en un pc, he visto que hay una sopresita de ornette coleman, voy ahora a por una copia en otro disco, que crack, vaya ojo.

te paso sí quieres estos discos y el 'Elektronik Türküler', lo de la chica ya es mucho, yo no se los envié.

adrián said...

ana apareces con los deberes hechos y de matrícula... que ballad for sammy es del 'Reincarnation', la voz no se me parece a tom waits, a alguien sí pero no me viene la inspiración, al blues. por cierts un repaso rápido:

de sala-arhimo cayó pelko pois y :) de mis preferidos ya de snow-folk, the magical folk of the faraway tree el primero, me los imaginaba más desérticos pero suena muy tradicional y auténtico, una pena que las mejores canciones duren tan poco, se disfruta entero sin darte cuenta, perfecto para tararear y que más ah, jolie holland (de lo último que me descubristeis cuando...era muy diferente entonces) al final me lo descargé y uf aunque se veía venir, que decepción, el primero es taaaan bueno

Little Turtle said...

jeje
ultimamente tengo en vena el skies of america de coleman, una obra maestra de noise, una estampida de violines, pura disonancia.

Tambien rescate hace poco un disco de angus maclise y pense que podria gustarte. Por la mezcla extraña que hace de los sonidos nepalis. Brain Damage in Ocklahoma city (1968)

adrián said...

y acertaste, no tenía ni idea de angus maclise, va a haber que comentarlo en rare earth, increíble y más por el año -estoy en deuda-.

Little Turtle said...

Espero un Rare Earth ansioso, jejeje.

No sabia que no supieras ingles, daba por hecho que por lo menos leias, si no es asi tiene bastante merito tu blog. De donde sacas la info?

mirtamirta said...

adrián, el primero de jolie holland es un punto y aparte, más folkie, más desolado. lo que vino después es muy bonito pero ya no tiene tanta magia... de todas formas, estoy enganchadísima a Crush in the Guetto del último. preciosa